¿Home Office? Haz que funcione

Trabajo en casa desde hace 15 años y aunque sigo aprendiendo y enfrentándome a nuevos retos, te puedo compartir algunos consejos prácticos que te ahorrarán mucho  tiempo y desesperación.

Al principio, me fue difícil combinar las actividades de mi empresa con las de la casa y tenía otro reto, porque mi esposo también es mi socio, así que tuve que aprender a no mezclar las emociones que se generaban en mi trabajo con nuestra relación. Al principio pensé que no era una opción trabajar desde casa ni con mi esposo; todo un reto pero no fue imposible, todo se logra con disciplina, enfocarse en el objetivo y mucha actitud positiva.

Trabajar desde casa te requerirá algunos conocimientos, habilidades y actitudes, pero vamos por partes, antes de sumergirte en el mundo digital tienes que comenzar por sentirte cómoda y establecer algunas estrategias.

1) Elige un lugar. Mentalízate, es tu oficina no tu casa

Elige un lugar para trabajar en alguna parte de tu casa con buena iluminación, organízalo de tal manera que te sientas cómoda, una plantita cerca, hazlo tuyo, conviértelo en tu rincón favorito. Lo importante es que este lugar sea cómodo, que te inspire para que fluyan las ideas y la creatividad;  si tienes niños organízales actividades antes de sentarte a trabajar para que haya el menos ruido y distracción posible.

Lo que nunca debes hacer es trabajar en tu cama, lastimarás tu columna, te cansarás y no serás productiva. Delimita tu zona de trabajo y aléjate de los lugares donde hay paso continuo de personas.

2) Establece horarios y ¡cúmplelos!

Establece un horario de trabajo para ti y tus colaboradores, si es que cuentas con ellos. Aunque no estés en tu trabajo o empresa cumpliendo un horario de oficina es necesario que establezcas uno para trabajar, establece tiempos para todas tus actividades en el día desde la hora del desayuno hasta la cena (agenda full time), esto te ayudará a identificar muy bien tus horarios de trabajo.

Seguramente al principio tendrás pereza de comenzar o bien como no has establecido horarios se pasará el día sin que hayas avanzado en tus actividades y te sientas mal porque percibes que tu día no fue productivo, pero ten calma y disciplina, lo lograrás.

3) Identifica las horas en las que eres más productiva

Trabajar en casa también te ayudará a conocerte mejor. Identifica cuáles son las horas en las que física y mentalmente estás más depejada y te es más fácil concentrarte en lo que tienes que hacer, puede ser muy temprano, a media mañana o por la tarde-noche.

Ponte atención e identifica tus momentos, días y horas en los que eres más productiva y sientes que tienes mucha energía. Por ejemplo mi hora dorada es de 10 a 2 de la tarde y de 9 a 11 de la noche, los días martes, miércoles y jueves, son mis momentos con más concentración y energía. Identifica los tuyos.

4) Gestiona tu tiempo

Gestionar bien el tiempo no es hacer una lista de actividades y luego tacharlas en la medida que se completan. Es saber planificar, priorizar, aprovechar y por supuesto, también descartar. Existe un método que te ayuda a organizarte, además, te enseña a identificar a qué debes dedicarle tiempo y a qué no, este método se llama los cuatro cuadrantes de Stephen Covey para gestionar el tiempo.

Identifica:

  1. Lo urgente e importante y hazlo ahora.
  2. Lo no urgente pero si importante y destina una hora específica para hacer estas actividades.
  3. Lo urgente no importante e identifica quién puede hacerlo por ti
  4. Lo no urgente ni importante, entonces puedes eliminar esta tarea o bien dejarla para después.

Identifica también las actividades que puedes realizar en menos de 10 minutos y hazlas. Cuando termine el día tendrás hechas las tareas que más te preocupaban y aun si no terminas estarás tranquila porque avanzaste. Las otras tareas pueden esperar para el siguiente día.

5) Enfócate en el objetivo

El primer año que estuve trabajando desde casa, aunque me ponía horarios, me acordaba que tenía que meter la ropa a la lavadora, o que le tenía que hablar a mi mamá, que ya me faltaba pintarme las uñas, etcétera, así que encontraba muchos pretextos para pararme cuando ya estaba enfrente de la computadora “preparada para trabajar”.

Por eso es importante que te concentres en una sola tarea, así serás más productiva.  Planea tu día para darle a cada actividad un tiempo específico y toda tu atención, así no estarás pensando en las tareas de la casa como hacer la comida, la limpieza o en tus actividades personales. Estemos en el aquí y en el ahora.

Evita interrupciones, por ejemplo, puedes poner tu celular en silencio, no veas tus redes sociales, pon actividades a tus hijas y/o hijos, si es que los tienes. Siempre te llegarán actividades nuevas, priorízalas de acuerdo al cuadrante de Covey.

Es importante no dejar una tarea a medias para continuar con otra, porque tendrás varias tareas incompletas y ninguna terminada. Puedes apoyarte de aplicaciones para controlar el tiempo asignado a cada tarea. Busca en Internet la técnica Pomodoro para que te puedas enfocar. Esta técnica consiste en concentrarse en una tarea por 25 minutos y descansar 5, así repites el tiempo 4 veces y al final un descanso de 15 0 30 minutos.

6) Balance. Buenos hábitos al trabajar desde casa

Mantén los buenos hábitos, haz tus comidas completas, ejercítate, bebe agua, come sano, desconéctate de tus actividades y despeja tu mente, lee un libro, ve alguna película interesante. ⠀

7) Organiza el siguiente día

¿Sabías que te puedes ahorrar por lo menos dos horas si dedicas 20 minutos a organizar tu siguiente día? Te comparto lo que hago:

  1. Guardo la última versión de mis documentos, los demás los deshecho.
  2. Organizo y limpio mi espacio de trabajo.
  3. Reviso las actividades del siguiente día, así que me despierto con el objetivo ya en mente. Recuerda que deben estar priorizadas, sí aun no lo están o te llegó una actividad más por hacer, inclúyela en tu gestión de actividades y priorízala.

8) ¿Qué habilidades y actitudes debo tener para hacer Home Office?

Estas son algunas de las habilidades y actitudes que debes tener para hacer Home Office:

Espero que estos consejos te ayuden a organízate para que lleves a cabo Home Office y te resulte placentero.

Por: Verónica Cario
Licenciada en Comunicación, especialista en diseño instruccional y Directora de HábilPro.

Buscar

Síganos los buenos!

¿Qué te interesa? Explora negocios de Colima y ¡consume local!